sábado, 17 de julio de 2010

salvador

aún te escondes, con tus pequeñas manos tocas ese mundo, esperando el brillo de tus ojos y esa sonrisa de colores.
cientos de manos recorren aquel vientre, tratando de sacarte antes de tiempo.
tú y ella son uno, creceras como una planta alimentado por el sol que cae en tus mejillas y el agua que brota de los ojos de tu abuela.
ojalá aprecies el sentido de las cosas y te detengas a observar tus pasos, caminando de la mano.
ojos de alcayota que siempre te cuidan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada